domingo, 10 de noviembre de 2013

The Trouble with Harry (Alfred Hitchcock, 1955)




Pero... ¿Quién mató a Harry?

Ficha Técnica:

Título original:

The Trouble with Harry

Año:

1955

País:

Estados Unidos

Género:

Comedia negra. Intriga

Dirección:

Alfred Hitchcock

Guión:

John Michael Hayes, Jack Trevor Story (Novela)

Duración:

99 min

Reparto:

Edmund Gwenn, John Forsythe, Shirley MacLaine, Mildred Natwick, Jerry Mathers, Mildred Dunnock, Royal Dano

Datos del archivo:

Idioma:

Inglés con subs en español (srt) e inglés (contenedor MKV)

Calidad:

BRRip

Resolución:

848x458

Formato:

MKV

Tamaño:

472 MB


Sinopsis:
Durante un hermoso día de otoño, en un idílico rincón campestre de Vermont, se oyen tres disparos, y aparece un cadáver, el de Harry. Un viejo capitán (Edmund Gwenn) que cree que se trata de un accidente de caza del que se siente responsable, entierra, desentierra y transporta varias veces el cadáver sobre cuya identidad se interrogan con perplejidad una solterona, un médico miope y un pintor abstracto (John Forsythe). (FILMAFFINITY)

Notable comedia negra de Alfred Hitchcock. Escrita por el guionista John Michael Hayes (“La ventana indiscreta”, 1954), se basa en la novela "The Trouble With Harry" (1949), de Jack Trevor Story. Se rueda en exteriores de Vermont (Nueva Inglaterra, EEUU) y en las instalaciones del gimnasio de la Escuela Superior de Vermont acondicionado como improvisado plató de exteriores, con un presupuesto estimado de 1,2 M dólares. Obtiene dos nominaciones a los BAFTA (película y actriz extranjera, MacLaine). Producido por Hitchcock para la Paramount, se estrena el 3-X-1955 (EEUU).

La acción tiene lugar a lo largo de una sola jornada, del otoño de 1954, en la pequeña localidad rural de Vermont (Nueva Inglaterra, EEUU). En la campiña próxima a la villa aparece el cadáver de Harry, un gris vecino del lugar, casado con Jennifer (MacLaine).

La película es una comedia de misterio que combina humor negro con una intriga sutil y ligera. Constituye una pieza singular dentro de la filmografía del realizador. Compone una amplia galería de personajes curiosos, poco convencionales y extravagantes, como el pacífico capitán jubilado Albert Wiles (Gwenn), el pintor abstracto Sam Marlowe (Forsythe), la solterona Ivy Gravily (Natwick), el médico corto de vista, la joven viuda, el niño disléxico... y un cadáver que se hace presente en los momentos más inoportunos. Sucesivamente protagonizan una cadena sorprendente e imprevisible de situaciones absurdas, surrealistas y cómicas.

Los diálogos, bien construidos y ocurrentes, ocupan una posición preeminente, que sustenta un chocante y divertido humor verbal, lleno de inteligencia, agudeza y mordacidad. La extravagante singularidad de los personajes es fuente de comicidad. Al amparo de un ritmo pausado, el director crea lances de un humor ácido, disparatado e irreverente. Ironiza sobre la tradicional y conservadora sociedad rural norteamericana (Jenny Nero), el arte abstracto, el militarismo, la medicina rural, los tics acomodaticios y conformistas, la viuda alegre, etc. Hitchcock realiza el film por la sola satisfacción de hacer un trabajo personal para su diversión y su gusto, al margen de los condicionantes comerciales.

Durante el rodaje llovió en Vermont abundantemente. Por ello se tuvo que acondicionar el gimnasio de la Escuela Superior de Morrisville para filmar en él varias escenas de exterior. El film forma parte del grupo de los cinco que no estuvieron disponibles durante unos 30 años ("La soga", "La ventana indiscreta", "El hombre que sabía demasiado", "Vértigo"), a causa de una reclamación legal de derechos que no se resolvió hasta 1984. La actriz Shirley MacLaine debuta en el cine con su intervención en esta película, que la lanza al estrellado como actriz de comedias. El film ha tenido una gran influencia en obras posteriores, como “E.T.”, “Pulp Fiction”, “Fargo” y otras.

La banda sonora, de Bernard Herrmann, marca el inicio del ciclo de las colaboraciones de éste con el realizador. La partitura consta de 40 cortes, de los que destacan "Obertura", "Otoño", "El capitán" y, de modo especial, el meloso "Vals lento" y el patético "Vals macabro". Los instrumentos de viento crean los ambientes de suspense, los violines y el arpa los de misterio y la suma de viento y cuerdas los líricos. Como música añadida, incorpora un corte de la canción popular "Flaggin The Train To Tuscallosa", de Raymond Scott. La fotografía, de Robert Burks, muestra la belleza de la campiña de Vermont y crea refrescantes lances de humor visual. Juega irónicamente con los colores de los decorados y de las prendas de vestir (los calcetines del muerto son azules como el vestido de Jennifer...).

Cf. Silvia LLOPIS, “Pero... ¿quién mató a Harry?”, “100 comedias en 100 películas”, págs. 202-203, Alianza Editorial, Madrid 1998. (Miquel, FilmAffinity)


Click the image to open in full size.

1 comentario:

  1. Gracias por el aporte.
    El título del libro de Silvia Llopis no es '100 comedias en 100 películas' sino 'La comedia en 100 películas'.
    Un saludo.

    ResponderEliminar

LinkWithin

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...